Menu

Biescas, un lugar de cultura y naturaleza

BIESCAS

A orillas del río Gállego y en el corazón del Valle de Tena nos encontramos con Biescas, una localidad con mucho encanto y llena de vida en la que no te aburrirás. Su naturaleza, actividades de ocio, gastronomía y sus gentes acogedoras harán que te sientas como en casa. Su situación hace que, con un medio de transporte, puedas desplazarte fácilmente a otros lugares como las pistas de esquí de Formigal, a Jaca, Sabiñánigo u otras localidades del Alto Gállego y la Jacetania. Nosotros te proponemos algunas actividades.

Un poco de cultura

En esta zona abundan las construcciones de estilo románico y podemos visitar auténticas joyas. En el mismo municipio de Biescas tenemos la Iglesia de San Martín, en Oliván o la Iglesia de Santa Eulalia, en Orós Bajo. Ambas están a unos pocos kilómetros de distancia y merece la pena visitarlas. Otra de las joyas es la Iglesia de San Juan de Busa, en la misma comarca del Serrablo y entre los pueblos de Oliván y Larrede. Construida en la segunda mitad del siglo XI. En la misma localidad de Biescas, merece la pena contemplar el ábside de la Iglesia de San Salvador.

A unos pocos kilómetros nos encontramos con la Ermita de Santa Elena, dedicada a Elena de Constantinopla. En Biescas celebran las el 18 de agosto su festividad con una romería desde el pueblo hasta allí. Data del siglo XIII y es un lugar mágico entre las sierras de Telera y Tendeñera y una bonita excursión para realizar en familia. Lo especial de este lugar también se deja ver cuando os topamos con un dolmen, aunque antes de la Guerra Civil existían dos…

Naturaleza

A tan solo 14 kilómetros, al lado de Piedrafita de Jaca, nos encontramos con el Parque Faunístico de la Cuniacha. Está a 1.400 metros de altitud y desde allí podremos ver un paisaje espectacular. Dentro del parque tenemos visitas guiadas, si lo deseamos, o podemos dar un paseo por nuestra cuenta mientras contemplamos ciervos, gamos, renos, corzos, osos, linces, bisontes, lobos…una auténtica experiencia en la naturaleza.

Si nos apetece otra actividad en medio del paisaje del Valle de Tena hay otra opción que no podemos descartar. Se trata de Biescas Aventura, a menos de un kilómetro de Biescas y en el Parque de Arratiecho tenemos un auténtico parque de atracciones en mitad de la naturaleza y en el que se divertirá toda la familia.

Y si somos muy atrevidos y nos apetece descargar adrenalina podemos probar con la tirolina Valle de Tena. Es la más larga de Europa y recorre 950 metros desde el mirador de Hoz de Jaca y por encima del Pantano de Búbal. Tan sólo a 10 kilómetro de Biescas.

Si nos apetece dar un paseo existen multitud de rutas de senderismo para realizar en solitario si somos expertos, en pareja o en familia con niños.

Ocio y gastronomía

Biescas y sus alrededores también nos ofrecen otras actividades de ocio además de las que podemos llevar a cabo en plena naturaleza. Podemos practicar pádel u otros deportes, pasear por sus calles auténticamente pirenaicas, ir de compras por la localidad, donde abundan los locales de moda o disfrutar de su gastronomía y probar algunas de las cervezas artesanas que encontraremos.

Biescas es un lugar donde se celebran ferias, congresos y jornadas continuamente y las gastronómicas son unas de las que más éxito tienen. El Mercado Agroalimentario del Pirineo llegará el próximo 7 de julio allí para volver a hacer las delicias de sus vecinos y visitantes y mostrar los productos artesanales más deliciosos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *